Artículo 31: Tiempo, energía e ilusión infinita

Un año más, nos despedimos de #Artículo31 y queremos hacerlo dando las gracias. En primer lugar, a las personas protagonistas de cada una de las historias, ejemplos de lucha y dignidad porque cada pequeño gesto, convierte el mundo en un lugar más humano. También a las narradoras y narradores que eligen denunciar y compartir relatos, muchas veces a costa de su salud, de su dinero, de su tiempo libre. Son el mejor altavoz para que su mensaje se haga audible entre el abrumador ruido mediático. Y al público que llenó las salas en cada proyección, coloquio, presentación, etc. Escuchar y observar es el primer paso para rebelarse contra la injusticia, para tomar conciencia como ciudadanas y ciudadanos y exigir el cumplimiento de los Derechos Humanos.

A los que, en la retaguardia, hacen posible #Artículo31

A la gran familia Médicos del Mundo.

A las personas voluntarias de Médicos del Mundo Madrid. Más de 7 nacionalidades juntas trabajando en equipo, personas diversas con vidas distintas, personas unidas en la creencia de que un mundo mejor es posible. Y que con ese objetivo dan su tiempo, energía e ilusión infinita.

A los que vinieron de lejos para compartir el festival. A las compañeras de Médicos del Mundo Navarra, que vivieron #Artículo31 como parte indispensable del equipo.

Al personal de la Cineteca. Cada año durante tres días hacéis de ese espacio nuestra casa.

Como equipo de Comunicación, es un lujo contar con tantas personas que nos han apoyado y nos apoyan. Los cientos de horas visionando cortos, organizando, escribiendo, programando, coordinando, compartiendo, comunicando, grabando, fotografiando… no pueden tener mejor recompensa.

Os esperamos en #Artículo31 2018

Ayudadnos a seguir denunciando y luchando

©

Texto: Lurdes Calvo

Imágenes: Camila Espinel

Edición: Nathalie López

Anuncios